Salomón no era sabio… lo dice Celia Amorós

Me dicen, me cuentan, que Celia Amorós tiene casi listo un nuevo libro. No conozco aún el título definitivo pero sí que el contenido está basado en su último trabajo sobre el aborto del que ya dio un avance en su conferencia Salomón no era sabio.

La pudimos escuchar hace unos meses en el acto de celebración de los 25 años del Forum de Política Feminista y doy fe de que quienes allí estábamos nos quedamos con la boca abierta. ¿Cómo es capaz de partir del juicio del Rey Salomón y llegar al ministro Gallardón sin que se quede un solo cabo suelto? Creo que solo ella es capaz de hacerlo, con brillantez y absoluta coherencia.

El título completo de la conferencia fue Salomón no era sabio y el acta fundacional de la maternidad normativa. Y Celia explicó aquella tarde que en estos momentos es necesario aclarar los supuestos teóricos complejos sobre los que se asienta la cuestión del aborto, clarificar ciertos supuestos fundamentales. Y, rotunda, aseguró que las políticas sobre esta cuestión son sencillamente algo esencial para las mujeres, “se trata de que la mujer sea ser humano o no, simplemente eso”.

La conclusión: Gallardón tampoco es sabio. Eso en España, pero la lista de los no-sabios, lo cierto es que es muy larga. Y los planteamientos teóricos de Celia Amorós además de brillantes, también obligan a replantearse algunos argumentos utilizados por el feminismo en los últimos años.  Lo dicho, un análisis audaz, valiente y sabio, muy sabio.

A la espera (con impaciencia) del libro y a modo de aperitivo, comparto un video con el inicio de la conferencia

 

1 comment for “Salomón no era sabio… lo dice Celia Amorós

  1. septiembre 17, 2013 at 3:02 pm

    Poniendo en remojo mis neuronas, ejercitando el músculo del aprendizaje, conteniendo la ansiedad….y ya estaré lista para leer este nuevo libro de Celia que siempre se las trae….Los “Salomón” seguramente quedarán destripados, pero lo más importante será que los “Gallardón” estén a la altura para entender los argumentos de Amorós. Lo dudo.

Comments are closed.